jueves, 23 de septiembre de 2010

Los castillos historia y utilidad

Lectura sobre la utilidad de los castillos

Escribe Javier R. Cinacchi, basado en conocimientos generales adquiridos, más la siguiente fuente:
Documental de la serie “Maravillas Modernas”, cap. “Castillos y mazmorras” de History Channel

La civilización occidental, atravesó por una época muy influyente: El medioevo. Hay algunos que ven a esta época, como “oscura”, “sombría”, etc. Personalmente opino dejaremos de estar en “sombras” cuando deje de haber guerras y robos; y tema distinto pero que también son problemas serios que hay que afrontar: hambre por parte de muchos ciudadanos, que aún en el año 2010 no les llega a todo el sector de la población recursos básicos como el agua, la luz y alimentos, no saben leer ni escribir, o apenas saben; y sufren distintos problemas siendo el peor de todos la indiferencia que reciben, por parte de los que tienen la fuerza para ayudarlos y no estamos en el medioevo.

En una época, la defensa más avanzada contra robos y guerras era el castillo. Luego con la pólvora, ya no eran tan útiles... Podría decir que ahora los “castillos” se hacen bajo tierra o dentro de las montañas (refugios antinucleares). Ajeno a esto, los castillos es algo que posee belleza, no sólo eran centros estratégicos de defensa, sino también moradas de reyes, príncipes y nobles, y por tal motivo eran un símbolo de poder, majestad, incluso esplendor. Todos estos aspectos unidos en una construcción bien robusta, capaz de resistir incluso años el ataque de los enemigos.

Los castillos para poder subsistir a un persistente ataque, también contaban con almacenes, y distintas instalaciones, como ser agua potable.

Vemos entonces, que estas imponentes construcciones estaban realizadas con distintos fines. Cuenta el documental mencionado que: “en tiempos de inestabilidad representaban el orden para unos, y la opresión para otros”. Lo que ocurre es que son vistos, por algunos estudiosos del tema, también como una opresión sicológica y física sobre la población. De hecho la población, no siempre podía marchar como quisieran, irse o venir. A tal punto que debían conseguir permisos, en algunas ocasiones para poder disponer de mayor libertad (1), por ejemplo para mejorar sus negocios. No se piense que la época feudal eran solamente castillos y campos de cultivo.

En los castillos también había soldados o civiles armados. Siendo una base donde se podía planificar y lanzar un ataque, o defenderse. Para esto último estaban muy preparados, su estructura está realiza de tal forma que el enemigo, se iba a ver muy dañado antes de poder acercarse, y para entrar, realmente debía afrontar generalmente grandes perdidas. Teniendo entonces que para conquistar un castillo, perder considerables hombres.

Los castillos comienzan aproximadamente en el siglo X. Y, evolucionan de a poco; se podría decir que el arte de la construcción y efectividad de los castillos va mejorando. Los primeros eran generalmente de madera. Poseían una elevación central con una torre de madera, una muralla de madera, y entre medio algunas construcciones destinadas a distintos fines, por ejemplo almacenar grano, caballos, viviendas, etc.

El significado del término castillo, significa fortaleza. Puede ser producto del hecho de que los nobles, en una época llena de peligros buscaban fortificar sus casas y/o propiedades. Europa sufría de invasiones constantes, no es de extrañar entonces, que se haya puesto énfasis en poseer buenas construcciones defensivas.

Las motas señoriales, son las construcciones más antiguas. Un montículo con una torre de madera en lo alto. Y un “patio” envuelto en una empalizada. A la torre central, luego se la llamaría torre del homenaje, y si penetraban los invasores en un castillo, esa sería en general el último lugar de resistencia.

Por otra parte no todo estaba destinado a la guerra, los castillos como residencias, estaban llenos de lujos, arte, y en ellos muchas veces se llevaban a cabo suntuosos banquetes, aunque presupongo generalmente no para el pueblo...

El interior de los castillos, se supone era revocado y pintado, tenían ventanas formados por pequeños vidrios unidos por plomo, que a su vez formaban un bloque de vidrio más grande. Aunque obviamente no se iban a colocar ventanas donde pudrieran entrar los enemigos, en esas partes habían pequeñas ranuras, por las cuales entraba la luz, y a su vez eran usadas por los arqueros.

Era la nobleza quien contaba con presupuesto para solventar el arte. El artista o vivía de limosnas o de la nobleza, en aquellas épocas de la historia. Pero esto ya es tema de otra lectura.

Leer cada dia algo en http://leercadadiaalgo.blogspot.com/

(1) Libro Nuestro Universo Maravilloso, Vol. 4, Pag. 10; editorial Codex colección dirigida por Nicolás J. Gibelli.

No hay comentarios:

Publicar un comentario